URJC: Poder y Periodismo: Artículos de Opinión

5 de julio de 2015



Los alumnos del curso de verano de Servimedia: El poder del Periodismo, no tuvieron ningún problema en expresar su opinión sobre el curso. Me sorprendió que prácticamente al cien por ciento coincidían en una crítica: la falta de prácticas durante el propio curso de septiembre a junio.

Así, además de escribir crónicas, redactar perfiles, geolocalizarlos, utilizar Twitter y Facebook y practicar con los formatos audiovisuales, también generaron opinión. Y este es el resultado.

OPINIÓN-1
Conocer de cerca a personajes relevantes que viven en primera persona lo que es el periodismo al máximo nivel es una grata experiencia para quienes aspiramos a ser algún día como ellos: vivir lo que es el ambiente de una redacción, su día a día, salir a la calle en busca de noticias, conocer historias por el mundo, dirigir una prestigiosa cadena televisiva o gestionar una agencia de comunicación. Además, poder ejercer el periodismo de forma práctica nos aportará mucho más conocimiento del que se puede adquirir en una clase de la universidad.

OPINIÓN-2
Es una iniciativa excelente porque permite acercar a la parte práctica del periodismo a los alumnos que cursamos esta carrera y no tenemos la oportunidad de tener esta formación práctica hasta acercarnos al desenlace de nuestra formación. Además de la magnífica oportunidad de conocer a personalidades destacadas del ámbito. La conclusión que podemos obtener de estos dos primeros días de curso es que; debemos evolucionar al mundo moderno y adaptarnos a esas herramientas que nos van a facilitar el trabajo para dar una información de calidad, sin perder esa minuciosa atención a cada paso de la redacción o publicación “tanto como cuando no habían correctores”, “tanto como cuando la mayor herramienta era el papel”.

OPINIÓN-3
Los conocimientos que adquirimos estos días no suponen un añadido al curso, sino que aprendemos todo lo que no nos enseñan, aunque deberían, en la universidad. Y sin pagar nada. Todo lo que echamos de menos en el aula podemos hacerlo aquí. No estudiamos derecho, ni hacemos problemas de economía sino que escribimos, trabajamos en grupo, aprendemos a difundir la información. Y sobre todo nos enriquecemos con la experiencia de quienes llevan años ejerciendo esta profesión que estamos aprendiendo.

OPINIÓN-4
Conclusión: Sacar lo mejor de la gente Es una paradoja que los estudiantes de la Universidad Rey Juan Carlos tengan que acudir a un curso de verano ( que se ha impartido del 6 al 10 de julio) para que, por primera vez en el año, pongan en práctica sus habilidades en un taller de periodismo. Por ello, fue muy importante el empuje de uno de los docentes, el periodista, Javier Fernández Barrera, para dar un vuelco a la teoría y para queellos vivieran en el aula momentos de estrés tal y como se respira en una redacción Javier, a partir de una experiencia propia en el periódico El Ideal de Granada al , nos hizo comprender la importancia de las redes sociales para que una simple noticia diera la vuelta a España y se convirtiera en una de las más visitadas “Las redes te permiten contar las noticias desde otra perspectiva. Sin las redes sociales, la noticia hubiera muerto ahí”. Este pensamiento nos llevó a comprobar que debemos sacar de nuestro interior ese ‘freelance’ que nos permitirá desenvolvernos en todos los aspectos de este oficio. Es de agradecer pasar una semana en un continuo aprendizaje práctico en equipo cuyo lema es comprobar, resumir y valorar. En definitiva, en esto consiste el arte de redactar, el arte de sacar lo mejor de nosotros mismos.


OPINIÓN-5
Poniendo sobre la mesa, en primer lugar, el poco tiempo que llevamos aquí, creemos que este taller es la primera oportunidad que se nos brinda para aprender el periodismo de forma práctica, algo que en la carrera desde luego se echa de menos en más de una titulación. No obstante, ya empiezan a aflorar las carencias de organización y gestión: para el desarrollo de este primer taller (“Herramientas para el periodista del siglo XXI”) hemos tenido que recurrir de forma improvisada al aula de informática. Es curiosa esta falta de planificación para desarrollar un taller que precisamente consiste en enseñarnos el periodismo multitarea, sin ponernos al alcance de la mano una tecnología de la que la Universidad dispone. Por otra parte, es de agradecer que los patrocinadores hayan corrido con todos los gastos, haciendo el curso gratuito por primera vez. Es propio de una universidad pública, operar en la igualdad de oportunidades. También valoramos la elección tan adecuada de los ponentes, procedentes de distintos ámbitos del oficio. Gracias a esto, tenemos desde el primer día puntos de vista muy variados y valiosos.

UA-2404442-2