Antonio Fernández Barrera, nuestro padre, nuestro querido aita

3 de marzo de 2015

Mi dolor (A mi aitá)

El dolor es acerado/Frío/Helado/Es hueco/Vacío como un verse sin sentido/como una rosa sin su color/Llega hasta dentro como el pensamiento/Une y separa, es el mar de mi soledad/El Norte encontrado para toda una vida/que se ha ido/y siempre/nunca se acaba de ir/Un dolor que moja mis lágrimas podridas/de incomprensión/de dudas, preguntas sin respuesta/desvelos/nervios/angustias/suspiros/miradas y llamadas/El viento es gélido, la llama débil/El techo de la casa del padre cede/y desaparece como el humo del último cigarro. 
---
Este poemilla lo escribí sangrando el siglo pasado, echando de menos a mi padre.  Hoy, 3 de marzo de 2015, hubiera cumplido 89 años. 

Un tipo irrepetible que nos lo enseñó todo desde su ejemplo. Seco, sin palabras, espartano, sufrido, decía que la vida era una mierda por todo lo que le tocó sufrir, pero luego se descubría con una sonrisa al vernos, a su familia. 

Me enseñó, de entre todas las cosas que me enseñó, las dos más importantes que un padre puede legar a su hijo. Me enseñó a leer y me enseñó la libertad.  

Hoy, ya no le lloramos sino que le rendimos sus hijos el homenaje de nuestro recuerdo y nuestro amor.

CRÉDITOS
La fotografia es mi padre con el que esto escribe en brazos, allá por 1965, en Etxalar (Navarra), en el caserío de los Santaolalla.


Alfredo Aguilar: Una foto, una historia y una portada

1 de marzo de 2015





Fotoperiodismo es lo que encontramos hoy en la portada del diario IDEAL. Es una foto y es una historia. 

Las manos en la boca que contienen la exclamación, la admiración. Una mirada de entusiasmo infantil y los héroes, los nuevos dioses, que pasan ante ella, una niña que con la camiseta de su equipo de fútbol y entre sus jugadores ve pasar a los astros del Barcelona. 

Sabemos sus nombres, que lucen en la espaldera de sus camisetas. El momento que recoge el fotógrafo es el de los saludos entre los jugadores. 

En un momento, se produce una brecha por la que Alfredo Aguilar cuela su ojo como balón que supera una barrera y hace diana. Alfredo Aguilar es mágico, la foto es historia viva del deporte por mérito propio, Rivelinho, sonríe.






Y no, no es casualidad. Aquí tienes otro ejemplo de cómo se las gasta Alfredo Aguilar

Pistas para sobrevivir en la Jungla Digital

26 de febrero de 2015



La Universidad de Granada, a través de su Facultad de Conunicación, me ha invitado a dar una charla a los alumnos del curso de community manager.

Les he preparado unas pistas para sobrevivir en la jungla digital y para divertirse en su vida laboral

Si os apetece tuitear, la etiqueta es #telefonorotoUGR

Espero que os guste

La deriva de El País: De Mariano Rajoy a Pedro Sánchez

25 de febrero de 2015


A mí que me lo expliquen. 

Llevo leyendo El Páis todos los días desde 1983, que se dice pronto.

Siempre he sabido cuáles son sus principios editoriales y siempre he tenido a mano su Libro de Estilo por si tenía alguna duda, lo que me ocurre cada dos por tres.


hace un año, en febrero de 2014 se celebró el anteriro Debate del Estado de la Nación. Al día sigueinte, como siempre, acudí al kiosco pero, esta vez, el año pasado, me quedé patidifuso.

El País abría en portado con un Mariano Rajoy en su mejor y más simpaticona versión: sonriendo, con un efoque amable y cobn el dedo pulgar hacia arriba. una imagen cómoda, amablem, entregada, boanchona, la que muestra la satisfacción del deber cumplido. El titular, por si quedaba alguna duda, rezaba: "Rajoy da por acabada la crisis y anuncia estímulos al empleo":

Casi dejo de comprar El País para siempre.

Hoy, reticente, he vuelto a lo de Fabiola, donde compro los diarios por las mañanas.

El resultado está a la vista. Pero la pregunta, permanece: ¿Qué le pasa a El País?

Que alguien me lo explique, por favor.

La escritura transparente: Cómo contar historias

23 de febrero de 2015


Hay gente que aparece tu vida bajo la forma de un regalo. A mí me sucede a veces. Y entonces, sonrío. En esta maldita era del siglo XXI todavía alguien tiene tiempo de comprar un sobre, pegarle un sello, escribir tu nombre y dirección, adjuntarle una nota explicativa, cariñosa y que contiene un plan, y meter dentro un libro y enviártelo desde Madrid a Granada.

Cuando eso te pasa es que eres un tipo con suerte.

Dentro del sobre me he encontrado el libro que se titula 'La escritura transparente: Cómo contar historias', de William Lyon. Solo por el título y solo por el reto del subtítulo, debería ser de lectura obligatoria para escritores, escribidores, redactores, profesores, aprendices y lectores. Para gente humilde que se abandona al Otro sin juzgarlo. Para gente que sabe ser, o lo intenta, débil con los débiles, pero fuerte con los fuertes.

Debo decir que la obra está editada por Libros del K.O, la guinda que falta a la garantía de saber que tanto por el título, como por el tipo que te lo ha enviado, como por la propia editora, estás ante un lujo que hará que tu vida será un poco como aquella vez que viste a RHCP o a Nirvana en directo y no te cortaste las venas.

Así que, como me enfrento hoy al vértigo del folio en blanco, de la maqueta vacía, me he traído el libro a la Redacción y lo he puesto encima de la pantalla, para ver si es cierto que todo se pega.

Ya os contaré...

Sobre 'La Escritura Transparente'
-"Delicioso libro sobre el arte de contar historias, escrito por uno de esos talentos enormes, tanto por su sabiduria como por su discreción, del periodismo mundial". EL DESCODIFICADOR
- "Queridos todos, los que amáis las palabras, no dejéis pasar este librito –no tiene más de 125 páginas- que nos deja claro lo siguiente: lo breve, lo corto, lo ajustado es siempre lo más eficaz". LA VENTANA DE LOS LIBROS 

- "Muchas enseñanzas se desgranan en este libro, tan manejable, tan conveniente. Sus páginas refrescarán la memoria a los veteranos del oficio; y para los recién llegados constituirán una impagable transfusión de experiencia". EL PAÍS 
- "La escritura transparente es una guía básica para estudiantes de periodismo, que en dos tardes pueden saltarse dos años de clases. Aquellos periodistas que quieran huir de sus vicios deberían leerlo".

¿Quién es William Lyon?
Nació en Nueva York, pero curiosamente acabó instalándose en Madrid después de licenciarse en Filosofía y Letras por la universidad de Yale. Ha sido corresponsal en España de Variety, de la agencia de noticias United Press International, de la revista Time y de las emisoras de radio CBS y NBC. También trabajó con la agencia Associated Press durante la Revolución de los Claveles de Portugal. De 1982 a 1986 formó parte de las secciones de Cultura, Edición e Internacional de El País. Fue miembro del equipo fundacional y jefe de Edición y de Toros del diario El Sol. También ha publicado artículos en International Herald Tribune, la revista Connoisseur, The Financial Times, El Europeo, 20 Minutos y las ediciones españolas de Vogue y GQ. Como buen guiri, es autor de un libro sobre tauromaquia: La Pierna del Tato. Trabaja como editor de varias revistas bilingües y enseña en el máster de Periodismo del diario ABC.

MÁS INFORMACIÓN
La Escritura Transparente (Link a la web oficial): "Ofrecemos una amplia gama de servicios para empresas. Si tienes dificultades para redactar textos frescos y atractivos, nuestro equipo, con años de experiencia periodística, puede ayudarte a pulir tu mensaje. Más tarde, nuestros técnicos pueden preparar estos textos para entregarlos impresos o subirlos a Internet. En cuanto a proyectos particulares, te ayudaremos a corregir tu blog, el libro de no ficción que siempre quisiste escribir, y obras de ficción, y luego a preparar una presentación para un agente literario o casa editorial. Mucha gente tiene la impresión errónea de que los editores de texto son un lujo que no pueden permitirse. Nosotros creemos que La escritura transparente es un servicio que no puedes permitirte no tener".

La batalla de Hackathón

21 de febrero de 2015




Madrid. Diciembre de 2014. Mi amiga Rosa acaba de aterrizar de San Francisco. Es corresponsal de El País en Silicon Valley. Casi ná. El reencuentro es feliz. Me quedo con un detalle. Lleva reloj en una muñeca y otro reloj en la otra. Solo se lo había visto, como gran señal de superstición, a Kiko Ledgard, el titánico presentador del ‘Un, Dos, Tres, Responda otra vez’  que llevaba un calcetín de cada color y dos relojes de pulsera en la misma muñeca.

Lo que lleva Rosa en la otra muñeca es un ‘wearable’, yo lo traduzco como un ‘ponible’ o casi un ‘llevable’. Pero si quereis otra definición, de la misma forma que el IPad fue conocido como ‘un Iphone de Bilbao’, el ‘wearable’ es un teléfono en la muñeca. Con todas las apps y funcionalidades.

Que una periodista como Rosa lo lleve, viviendo como vive en San Francisco, donde todo el mundo tiene o una bici o una mascota o una start up o una app, dice mucho por dónde van gritando los últimos, que no es lo mismo que escribir el último grito.

Tomé nota.

Madrid. Enero de 2015. Un viejo amigo se ha mudadocon su nueva novia a un pisazo de la muerte entre el Retiro y el Museo del Prado. Me dejan una suite completa y me dicen que esa noche van a celebrar la Nochevieja con sus amigos, que con los líos de la mudanza no han podido. Recordaré siempre que el menú de plato único consistió en lentejas con mandarina, el plato favorito de esa gran mujer, de su restaurante italiano favorito de Madrid.

Los invitados, cada uno de su palo, mezcla irredenta e inverosímil con mayoría de periodistas. Uno de ellos es Nacho que llega con María. Tras los saludos y las risas, me fijo que también lleva un ‘wereable’ en la otra muñeca. Es el regalo de Reyes que le ha hecho María. Rápidamente, los dos me empiezan a explicar como funciona. A tope. Hace de todo. Nos reímos porque da el tiempo de forma pluscuamperfecta. Lo convertimos, de hecho, en un chiste.

Sin embargo, algo ha cambiado ya. "No interrumpe". Es el valor que le otorga Nacho a su ‘wereable’ "No interrumpe". "Estás en una reunión y miras el reloj, no miras el móvil. Es distinto". Quiero suponer que este último grito es menos disruptivo, que da más calidez a la confianza, que no se inmiscuye como hoy en día lo hacen los móviles. Es una suerte de mando a distancia de tu Nube 2.0, silencioso, calladito, efectivo, práctico. ¡Dios! ¡Quiero uno!

Granada. Febrero de 2015. Leo en el diario IDEAL que este fin de semana se celebra un Hackathón. Lo organiza Alhambra Venture, un repositorio de talento, una apuesta por el emprendimiento que, a expensas del diario IDEAL, va organizando eventos basados en la innovación donde el talento brilla y busca el negocio, la creación de start ups.

En este Hackathón, aparece de nuevo como protagonista un ‘wereable’,  ya que el objetivo es desarrollar apps que se puedan integrar con un modelo de ellos, el InWatch Z (En este link tienes toda la info sobre él).

El Hackathón sobre el InWatch Z se enmarca dentro de la iniciativa global CampusInWatch.  

¿Qué significa todo esto? 
A mí me gusta llamarlo ‘La batalla de Hackathón’, donde siguiendo el símil histórico, unos luchan y otro sale corriendo a contarlo. A publicarlo. Aquí, hoy, unos cranean sus apps para el último grito tecnológico que son los ‘wereables’ y otros lo anuncian al mundo para que lo sepan. Porque, hay que recordarlo, la tecnología mejora nuestras vidas.

#CampusInWhatch2015 es el primer Hackathón realizado de forma global y simultánea por programadores de las Universidades de Berckeley, Monterrey, Córdoba y Granada, con el objetivo de desarrollar aplicaciones en varios ámbitos. Durante estos días 20 al 22 de Febrero se trabajará en la programación de numerosas aplicaciones, saliendo un equipo finalista que acudirá, con los gastos de viaje y alojamiento pagados, a la gran final que se desarrollará en el Mobile World Congress de Barcelona, en el marco del encuentro 4 Years from Now. 

En el caso de Granada esta actividad se desarrollará dentro del marco de Alhambra Venture, principal foro de start ups del sur de España y en el ámbito del PTS. En una convocatoria para 50 personas organizados en equipos de 5 personas como máximo y que bajo la metorización de personas de reconocido prestigio de este sector, como miembros del MIT de Massachusetts, directivos e investigadores de multinacionales de este campo, programarán aplicaciones para dispositivos “wearables”, y en concreto, para el reloj In Watch.

MÁS INFORMACIÓN
-Alhambra Venture (Web oficial)
-Global In Devices (Web oficial)
-Mobile Word Congress (Web oficial)
-CampusInWatch (Web oficial)
-Una crónica en el diario IDEAL:
Alhambra Venture diseña el futuro

Fallece el heredero del Periodismo Gonzo:
Un minuto de silencio por el periodista David Carr

13 de febrero de 2015



Ha fallecido David Carr, el columnista de medios del NYTimes, el protagonista del documental ‘Page One’, la persona que sobrevivió a su adicción a las drogas y la contó porque no se fiaba de sus recuerdos, el periodista que explicaba Internet y sacaba a los gurús de pacotilla de sus casillas. El tipo que firmaba sus correos electrónicos con una frase de Hunter S. Thompson, el padre del Periodismo Gonzo, del que tenía todas las pintas de sentirse heredero o, al menos, deudor.

El NYTimes le despide con frases como la que sigue: "He was the finest media reporter of his generation, a remarkable and funny man who was one of the leaders of our newsroom. He was our biggest champion, and his unending passion for journalism and for truth will be missed".

Lo que en versión libre significa: "Fue el más inteligente reportero sobre medios de comunicación de su generación, una destacada y divertida persona que era uno de los líderes de nuestra redacción. Fue nuestro gran campeón, y echaremos de menos su pasión sin fin por el periodismo y la verdad".

* En portada ahorita del NYTimes

* Critic and Champion of Media (Lee el artículo en este link)

NYT lo describe como "un escéptico astuto y bien informado que se escabulló del demonio de la adicción a las drogas para transformarse en un improbable columnista de medios en The New York Times cuyo nombre era una marca" .

Se refiere a su columna Media Equation, en la que escribía sobre los medios de comunicación y su intersección con los negocios, la cultura y el gobierno, y a la lucha que atravesó contra su adicción a la cocaína, una experiencia que relató en su libro The Night of the Gun. (Vía La Nación)


*  El periodista que se investigó a sí mismo (Lee el artículo en este link)
Carr se convirtió en una figura pública gracias a Page One, un documental de 2011 sobre The New York Times. El documental explicaba la crisis de la prensa en papel y la compleja transición al mundo digital, y lo hacía a través de los periodistas que cubrían los medios de comunicación en el Times.
Cultivaba ante la cámara la imagen de reportero curtido y malhablado, una especie de tío crápula de los veinteañeros y treintañeros que despuntaban en la Dama Gris. Quedaba claro que Carr, formado en la prensa local de su ciudad, Minneapolis, y de Washington D.C., era más que un periodista especializado en los medios. Hablar de los medios era para él una forma de hablar del mundo, de la vida.
 

David Carr es el periodista que respondió a mi correo electrónico en el que le cursaba una invitación a Granada para hablar de Periodismo en las Jornadas Blogs y Medios una idea de José A. Pérez, aká @mimesacojea

Como se ve en el correo electrónico que adjunto, David Carr firmaba sus correos con una frase de Hunter S. Thompson, uno de los periodistas más bravos, el periodista Gonzo: "Call on God, but row away from the rocks. -- Hunter S. Thompson

 



Sebas Valencia: El último día de un periodista en su Redacción

16 de enero de 2015





¡¡¡EROR DE SISTEMA!!!!
Pocas veces he escuchado tantos tacos, exabruptos, bufidos, insultos, juramentos y blasfemias en mi vida. Todas juntas y a la vez. ¡Buah! Menuda movida. Aquello acababa de estallar y tan solo una persona sonreía.

¿Que qué pasaba?
Que el sistema ITEK de edición de periódicos había fallado. Y en aquella sucesión de pantallas verdes solo se leía ERROR DE SISTEMA. Todo el trabajo del día a la basura so pena que hubieras guardado, y eso, santigüándote. 

Además, las prisas, las bullas, el estrés, la ansiedad por cerrar la edición del día (Y que los periódicos salían mejor antes con las máquinas de escribir que ahora con los ordenadores. Y que de esto de la tecnología no nos fiamos un pelo, porque nos quita tiempo para ponar los titulares y los enfoques, y porque...).

Corría el verano de 1989 y la Redacción de El Diario Vasco se cruzaba de brazos ante el fallo general del sistema. No había más remedio a menos que alguien lo arreglara.

Al fondo, en una esquina frente a la entrada a la Redacción en el primer piso, justo donde estaba bien delimitado sin tinta ni puertas el final del dominio de los periodistas y el comienzo del Taller, antiguos linotipistas reconvertidos a marchas forzadas a la pretecnología de la autoedición, con amplias mesas de dibujante en plano inclinado donde se montaban a mano las páginas del diario, un tipo sonreía y yo le miraba.

El tipo que sonreía fumaba el enésimo pitillo del día. Lo cogía de una forma particular, entre los dedos centrales y con el puño semicerrado y vuelto hacia arriba. 

Se levantó de su mesa y recorrió la Redacción gritando a pulmón: CONTROL+CAMBIA+T+Q+EDITAR

¿Qué ha dicho? 

Que pulses la tecla de CONTROL y la de CAMBIA a la vez, que te saldrá una línea de comando y le pegas a la T y a la Q todo de seguido y entonces le pegas otra vez a la tecla de editar y el ordenador se pone otra vez en plan DOWNLOAD LOADING.

A toda pastilla, todos y cada uno de los periodistas de la Redacción empezaban a teclear la extraña combinación y, cojones, ¡funcionaba!

Como si tal cosa, apurando su cigarrito, se volvía a su mesa, se sentaba, y seguía currando para que saliera El Diario Vasco. A mí me dio la impresión de que se las sabía casi todas. Y fue así.

Hoy es el último día de trabajo de un periodista en su Redacción de El Diario Vasco. Y muchos, muchos, muchos periodistas estamos orgullosos de haberle conocido y de haber aprendido el oficio con él en el gran periódico que es El Diario Vasco. Y lo que nos queda.

Ahora, mientras escribo, Sebas Valencia estará por última vez en su mesa, trabajando. Y sonriendo.



CRÉDITOS
Las fotos son de Lobo Altuna, gracias a la gestión de @eljukebox
Gracias







‘El Año de las Ausencias’

4 de enero de 2015



‘El Año de las Ausencias’
http://goo.gl/RrDHEz

La Bodega Donostiarra está de bote en bote. Las guindillas, anchoas y el bonito reinan. Picamos chorizo a la brasa y tortilla. También ensaladilla, que te obliga a pensar de alguna manera que solo se puede comer ensaladilla y rodaballo en Donostialdea. No es medianoche y ya planeamos aventuras. Mi amiga y yo, dos donostiarras trasterrados que las hemos pasado canutas, miramos al cielo y está nuestra estrella. Vemos la Luna Llena y no nos lo pensamos. Nos dirigimos a bordear el Paseo Nuevo. Es como si lo hubieran abierto para nosotros. Hay nuevas definiciones del color azul, del blanco de la espuma que se recorta sobre cada ola. El ruido atronador que paraliza pero subyuga cuando rompe sobre el muro. La escollera de piedras inauditas. El viento en la calma. La Bajamar que te proporciona una extraña sensación de pereza, de plenitud. Algo tiene la mar que da miedo. La mar eterna que te espera siempre cuando vas a visitarla. Mi amiga y yo no nos hablamos. Solo nos abandonamos al cálido viento lunar que nos va sanando por dentro. Lleno de sal, permite cicatrizar las heridas, que en un último intento, abrasan con la mayor intensidad posible, dentro de ti, donde las has dejado entrar. Pero el viento lunar, el ruido atronador de las olas, la luz de las estrellas, el poder de la mar, conjuran el mal. Nos ponemos frente a la barandilla, tenuemente iluminada por la luz mustia de la farola. Sabemos que el Cantábrico está debajo. Entonces, saltamos y nos vamos nadando. Buceamos y empezamos a sonreír. A la sonrisa le acompaña una carcajada. Al principio se contiene, al final es sonora, agradable, cálida. No hace frío. Y decidimos volar. Pensamos que la escultura de Oteiza, el vasco lisérgico que nos guía, merece ser disfrutada desde arriba. Es también una antena que conecta en el otro extremo con la de Chillida. Se percibe bien cuando vuelas en el viento, cuando nadas entre las olas, cuando caminas por la arena fina y mojada. Sabemos que ha sido el Año de las Ausencias y pactamos que tenemos que Desaprender. La noche insiste y te envuelve en sus azules, turquesas, cobaltos, marinos. Somos felices.

VOCENTO obtiene resultado de explotación (EBIT) positivo por primera vez desde 2008

14 de diciembre de 2014



Nota ofical de Vocento, que puede consultarse completa en su página webEstos son los datos principales: 

-En los nueve primeros meses la compañía reduce sus pérdidas netas en un 40,5%, de 15,3 a 9,1 millones de euros

-Incrementa su EBITDA un 37% y alcanza los 26 millones de euros

-Mejora publicitaria en 3T14. Los ingresos publicitarios totales crecen un +4,6%: Prensa escrita (+0,2%), Ediciones digitales (+16,6%) y Clasificados (+9,6%)

-Los negocios digitales alcanzan el 25% de los ingresos publicitarios, 2,6 
puntos porcentuales más

-La compañía reduce la deuda en 2,4 millones de euros respecto al cierre de 2013 y el negocio ordinario genera caja operativa por casi 6 millones



UA-2404442-2